Terapia de Familia

 

La terapia familiar es muy útil cuando hay diferencias y malos entendidos continuamente en el núcleo familiar.

La falta de empatía, comprensión, comunicación o los estilos de educación inadecuados hacen que los miembros de la familia no se entiendan y haya conflictos entre ellos, creando un clima de tensión en el hogar.

En la terapia familiar se estudia el comportamiento de los miembros de la familia y se corrigen los actos y pensamientos de los familiares que crean el conflicto y se ayuda a los demás componentes a redirigir esos comportamientos y a tener un estilo de comunicación más eficaz.